• Groove fm

Un diputado confundió "vacunos" con "vacunas" para criticar al gobierno


Luego de la intención de establecer una confusión entre la efectividad de las vacunas de origen chino que se aplican en Argentina y en Chile, la oposición sumó un nuevo capítulo de fake news para criticar la campaña de inmunización nacional contra el coronavirus. Álvaro de Lamadrid, diputado nacional de la UCR, se hizo eco de una nota del diario La Nación para acusar al gobierno de una supuesta sustracción de dosis. Sin embargo, el legislador confundió el titular de la noticia: en vez de leer "vacunos" -en relación a un conflicto agrario en Tucumán- lo confundió "vacunas" e inmediatamente despotricó contra el Ejecutivo.


"Increíble lo que hizo el gobierno con el plan de vacunación. En un contexto en el cuál compraron pocas vacunas fruto de una decisión política que privilegió la ideología y los negocios por sobre la salud, sustrajeron vacunas violando su propia legislación", escribió en su cuenta de Twitter, con un enlace a la nota que relata un presunto hallazgo de vacas robadas en un campo perteneciente a José Alperovich.


El episodio no pasó de largo en las redes. Casi instantáneamente, Twitter se llenó de memes contra el error de lectura del legislador radical.


Ante las reacciones, de Lamadrid borró el tuit y lo volvió a subir sin el artículo periodístico.


Cabe destacar que esa misma semana, la oposición -con Patricia Bullrich a la cabeza- intentó instalar una confusión entre las vacunas chinas contra el coronavirus, luego de las declaraciones del director del Centro Chino para el Control y la Prevención de Enfermedades, Gao Fu, quien afirmó este sábado que los fármacos del país asiático “no tienen tasas de protección muy altas”.


Según los resultados de los ensayos clínicos preliminares publicados entre diciembre y enero en Brasil, la vacuna creada por el laboratorio chino Sinovac Biotech mostraba un nivel de eficacia global de 50,38% tras la aplicación de dos dosis. Por su parte, los resultados del ensayo clínico de fase III para la vacuna Sinopharm -que se aplica en Argentina- mostraron una eficacia de 79,34%.